Saltar al contenido

Cómo limpiar los Cristales de las Gafas

Limpiar los cristales de las gafas todos los días es la mejor manera de cuidarlos y preservarlos, evitando los rayones, que no se quitan jamás, así como cualquier otro daño.  En un momento de necesidad las personas para limpiar sus lentes utilizan lo que tengan a la mano, por ejemplo, el borde de una camisa.

Limpiar los cristales de las gafas

Tus lentes necesitan una limpieza y un mantenimiento adecuado para que prolongue la vida de los cristales de las gafas y sobre todo tengas una visión perfecta. Pero ¿cuál es la mejor manera de limpiar los cristales? A continuación, te enseño como limpiar los cristales de las gafas correctamente.

Cómo limpiar los cristales de las gafas sin rayarlos

Lamentablemente los rayones no se eliminan ni desaparecen, una vez que los cristales se rayan, permanecen así. Por eso al limpiarlos hay que ser muy cuidadosos y prudentes. Una manera de hacerlo adecuadamente es la siguiente:

  1. Lo primero que debes hacer es asegurarte de tener las manos limpias, utiliza un jabón neutro, sin olores ni aditivos. Preferiblemente usa jabón líquido para lavavajillas y para secar tus manos un pañuelo de algodón que no expulse pelusas.
  2. Con las manos limpias toma las gafas y coloca una gotita del jabón líquido lavavajillas en cada cristal.
  3. Masajea los cristales suavemente con el jabón y un poco de agua, recuerda realizar este procedimiento por los dos lados del vidrio e incluso en el armazón.
  4. Retira el jabón de las gafas con mucho cuidado, sino quitas por completo el jabón las gafas quedaran sucias.
  5. Con un paño limpio de cocina puedes secar las gafas, verifica que no bote pelusas. También puedes utilizar un paño de algodón o, preferiblemente, de microfibras como el que entregan en la óptica.
  6. Revisa los cristales de los lentes nuevamente y asegúrate que quedaron limpios.

Si no tienes ninguna de las cosas mencionadas anteriormente puedes utilizar toallitas húmedas desechables que vienen en empaques individuales para limpiar superficialmente las gafas.

Cómo limpiar los cristales de las gafas rayadas

Todas las personas que utilizan gafas encuentran arañazos y rayones en el trascurso del tiempo que dificultan la visión, e incluso a largo plazo causan dolores de cabeza, además de esto, perjudican la estética de los lentes.

Es importante saber que no se eliminan los rayones de las gafas una vez hechos, pero si puedes disminuirlos, y por suerte aquí te voy a explicar varios trucos para hacerlo:

Pasta dental

La pasta dental por su composición sirve para pulir y limar superficialmente los cristales, ya que contiene partículas abrasivas microscópicas.

  1. Para comenzar limpia muy bien tus manos, luego toma un poco de crema dental en tus dedos y aplícalos sobre los cristales.
  2. Frota de manera horizontal y con suavidad por unos 10 minutos.
  3. Posteriormente con agua fría retira la pasta dental de los cristales y sécalos con un pañuelo de microfibras y estarán listos.

Bicarbonato de sodio

Necesitarás un envase y una paletica para revolver. Y luego manos a la obra…

  1. Agrega en el recipiente una cucharadita de agua y una de bicarbonato de sodio, mézclalos muy bien con la paletica hasta que tengas una pasta homogénea.
  2. Luego con ayuda de un algodón toma un poco de esta mezcla y seguidamente pásalo por los rayones de los cristales unos instantes.
  3. Para finalizar, limpia los lentes con agua y sécalos con un paño que no deje pelusas.

Decapado de vidrio

Esta opción es la más fuertes de las antes mencionadas porque el decapado de vidrio quitara la capa exterior de las gafas. Este químico puedes conseguirlo en cualquier ferretería o establecimiento donde vendan material para trabajar cristalería.

  1. Antes que nada, obtén unos guantes gruesos para proteger tus manos de este ácido poderoso. Necesitaras, además, un hisopo.
  2. Toma un poco del decapado de vidrio con el hisopo y aplícalo sobre los cristales, sin frotar o masajear. Deja que la sustancia actué por unos 5 minutos.
  3. Después, lava cuidadosamente los lentes con abundante agua, quitándole cualquier residuo del químico. Finalmente, seca los cristales con un paño de microfibra o un pañuelo de algodón.

Si deseas puedes repetir estos trucos las veces que sean necesarios para prolongar la vida de tus gafas y tu salud visual. Si sigues estos valiosos consejos tus gafas se mantendrán siempre limpias y sin rayones el mayor tiempo posibles